El día miércoles 30 de marzo, Ingrid Jetter recibió en las oficinas de la delegación regional de Vialidad Nacional a los representantes de la consultora que lleva adelante el proyecto. En los últimos meses con la nueva gestión nacional se reactivaron las iniciativas para llevar a cabo la gran intervención de infraestructura y conectividad que la Capital y las localidades vecinas necesitan. 
 
Si todo marcha bien, este año se iniciará con el avance en el proyecto  de construcción de autovía urbana ampliada de la Ruta Nacional º 12. En este momento está finalizado el estudio de campo y etapa preliminar, se avanzará con el anteproyecto para luego finalmente poner en marcha el proyecto definitivo.
 
La obra prevé una extensión a lo largo de 12 kilómetros entre las localidades de Riachuelo y Acceso a Santa Ana pasando por la Capital y el tramo más transitado de toda la provincia. En la reunión se acordó que se estará licitando en un periodo que no supere los cinco meses y tras ello comenzar con las obras. “Nos reunimos con los representantes de la consultora, acordamos seguir con el proyecto original con algunas modificaciones que tienen que ver con la adecuación a los accesos a la ciudad, la jerarquización visual- que sea agradable y se integre a lo urbano-; pensamos el desarrollo de la ciudad a futuro. Estamos trabajando para que haya conexiones y que luego la autovía llegue hasta Paso de la Patria. Queremos que este primer tramo tenga un criterio de avenida urbana ya que hay accesos a muchos barrios”, expresó la Gerente Regional de Vialidad Nacional.
 
“Este cambio se debe dar ya que existe la decisión de construir una circunvalación de la ciudad de Corrientes conectada al futuro segundo puente. Esta circunvalación donde transitará todo el tránsito pesado y el que no necesita ingresar a la ciudad será trazada directamente por fuera del núcleo urbano uniendo el segundo puente, a la altura de Riachuelo con la ruta 12 a la altura de Paso de la Patria" indicó Ingrid Jetter