Fuentes policiales confirmaron a Cadena 3 que los restos encontrados en las últimas horas, en un campo de Barranca Yaco y Sarmiento, pertenecen a María Eugenia Cadamuro, la mujer desaparecida hace casi tres meses en Jesús María.

PUBLICIDAD

Los peritos hallaron dos disparos en la espalda y se estudia si se utilizó una escopeta ya que se encontraron cartuchos.

 



Indicaron que el cuerpo estaba envuelto en una manta dentro de una bolsa, enterrado a 1,50 metros de profundidad. 

Sus restos fueron trasladados a Córdoba para las pericias forenses.

Según trascendió, habrían encontrado dos pares de guantes por lo que se deduce que al menos habrían intervenido dos personas.

El cuerpo fue reconocido, ahora resta ser identificado (que se realiza a través de ADN, dactiloscopia y ficha dental).

Pistas

Intervino en ese lugar, personal de la Dirección de Investigación Operativa (DIO).

El comisario Quinteros, jefe de la departamental Norte, había indicado más temprano a Cadena 3: "Se está trabajando en un campo colindante a la ruta 60, a la altura del kilómetro 798".

"Se ha realizado una excavación, de unos 50 centímetros y al hallar una zapatilla de color negro se ha puesto en conocimiento al fiscal y a Policía Judicial", agregó.

"Una vez que se ha divisado la zapatilla, se ha frenado ahí la excavación. Policía Judicial está notificada, está camino a este lugar", completó.

Antecedentes

"Maru" había sido vista por última vez el miércoles 15 de marzo, cuando se reportó su desaparición.

Hace días se conocieron los resultados de las pruebas de luminol en las dos camionetas que habían sido secuestradas. 

Jeremías Sanz, hijo de la mujer, era quien arrendaba este campo y permanece alojado en Bouwer, ya que es el único imputado en la causa.

 



Informe de Eric Italia y Federico Albarenque.