De acuerdo a lo informado, móviles policiales de Roca, Santo Pipó y Corpus interceptaron al rodado cuyo conductor en todo momento se mostró alterado y admitiendo llevar "unos juguetitos", exhibió documentaciones supuestamente de la Afip con signos de ilegitimidad.

Contrabando desde Paraguay
Los uniformados contaron más de 20 cajas grandes y embaladas conteniendo juguetes -entre otros muñecos articulados y didácticos-, presumiblemente traídos desde Ciudad del Este. Tras la requisa, conteo y formalidades de rigor, se estableció que el aforo de la carga asciende a 1.500.000 pesos.

Facturas apócrifas
La Policía de Misiones estableció que las supuestas facturas presentadas por el chofer eran apócrifas y de esa manera no pudo justificar la legalidad de la carga.