Primero lo escribió en Twitter, red social que visita excepcionalmente. Luego habló con Infobae. "Me motivó el acto de Ferro", fue su justificación para hacer público su voto y recordó que en la gestión del Frente para la Victoria "mi padre fue un escollo para que avanzara un totalitarismo galopante". "Le doy mi apoyo a Macri y mi apoyo absoluto a Lilita a quien mi padre conocía desde chica en Chaco y estimaba muchísimo", agregó sobre Elisa Carrió, la precandidata porteña que más defendió al ex juez, fallecido en noviembre del año pasado.

-¿Pedirá el voto para los candidatos del Presidente?

¡Por supuesto que pido el voto para Macri!, contestó.

"Valoro a Macri y me llega su sinceridad y compromiso, creo en los valores democráticos y comparto el deseo de recuperar la República", expresó aunque advirtió también que "me causa una enorme preocupación que algunos intendentes propios no estén a la altura de las circunstancias". "Macri puede tener una excelente intención pero los brazos comunicantes tienen que estar a la misma altura", continuó, conocedora de la provincia de Buenos Aires.

En la lista de favoritos, Fayt mencionó especialmente a Facundo Suárez Lastra, radical que se negó a seguir a su partido en la Ciudad de Buenos Aires y acompañar a Martín Lousteau. El ex intendente es de los pocos que desoyó el mandato de la UCR y aceptó en cambio el sexto lugar en la lista de precandidatos a diputados nacionales que en Capital lidera Carmen Polledo por 'Vamos Juntos'.

Fayt fue funcionaria junto con Suárez Lastra durante el gobierno de Raúl Alfonsín, vive en Pilar y trabaja por el movimiento animalista, sobre cuestiones vinculadas a los derechos de las mascotas y la salud pública. De hecho, entre las críticas que le hace al ex embajador en Washington, señaló "su actitud al haber renunciado antes de la visita de Macri a Estados Unidos" y haber dicho que "no pensaba gastar lo que gasta Larreta en las mascotas". "Generó mucha repercusión entre los animalistas que no lo van a acompañar", avisó Fayt, conocedora del peso que el tema tiene en algunos distritos (de hecho Horacio Rodríguez Larreta tiene como una prioridad a las mascotas de los vecinos porteños).

Carlos Fayt fue designado como juez de la Corte Suprema por Alfonsín y en septiembre de 2015 presentó su renuncia con fecha 11 de diciembre, es decir para el día siguiente a la asunción de Macri como Presidente en reemplazo de Cristina Kirchner quien intentó infructuosamente desplazarlo como juez de la Corte