Quienes se ven obligados a alquilar, ante el déficit habitacional que se presenta la provincia, siguen a la espera de la aprobación de la ley de inquilinos, que cuenta con media sanción del Senado de la Nación. Si bien a nivel local hubo algunos avances, especialmente referidos a la creación de la Oficina Municipal de Derechos de los Inquilinos, la Asociación Civil Inquilinos de Corrientes (Acic) remarca que es fundamental la aprobación de la norma de vigencia nacional, para poder solucionar las diversas problemáticas relacionadas a los alquileres.
 

SITUACIÓN


EL LIBERTADOR se contactó con la Acic para conocer cómo prosperan las diferentes iniciativas para regular el mercado de los alquileres y evitar abusos por parte de los propietarios. Según el último censo nacional, realizado en 2010, eran más de 60 mil las familias que alquilaban en la provincia, un número que debe ser sensiblemente mayor actualmente, teniendo en cuenta el aumento de la población y la falta de respuesta al déficit habitacional que sufre la provincia.


TRABAS
 

Una referente de la Acic comentó a este medio que, desde el Frente de Inquilinos Nacional (FIN), se va a realizar una campaña con todas las organizaciones del país, "para solicitar el tratamiento del proyecto de Ley Nacional de Alquileres, que fue aprobado por unanimidad el año pasado en el Senado, y que no tuvo ningún avance desde entonces en la Cámara de Diputados".


Al respecto de el no tratamiento del proyecto de ley por parte de la Cámara Baja del Congreso de la Nación, señaló que "en la Comisión de Legislación General, el área en el que está, intentan frenarlo y promover otros proyectos que, más que beneficiar a los 7 millones de inquilinos que hay en el país, contribuirá con el mercado inmobiliario".     


EL PROYECTO
           

En referencia a los puntos más relevantes que tiene el proyecto impulsado por el FIN, explicó: "Nuestro proyecto propone fijar aumentos anuales de acuerdo al índice inflacionario y salarial, para que en caso de que se dispare la inflación, el salario frene los aumentos de alquileres; también propone que el mes de depósito sea devuelto actualizado al valor del último mes de alquiler; que los contratos de locación con fines habitacionales pasen de dos a tres años; y que las expensas extraordinarias las pague el propietario, como así también los impuestos inmobiliarios".
 

ACLARACIÓN
 

Respondiendo a algunos malos entendidos vinculados a la ley de alquileres recientemente aprobada en la Legislatura de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (Caba), la representante de los inquilinos aclaró que "sólo rige en Caba y que el tema de los honorarios y gastos de gestión que cobran los agentes inmobiliarios, sean martilleros o corredores, son cuestiones tributarias, por lo tanto sólo pueden regularse en cada provincia".


Al ser consultada sobre la posibilidad de que en Corrientes exista una ley similar a la aprobada por la Legislatura Porteña, señaló: "Trabajamos en el proyecto de ley provincial con legisladores locales para lograr que también acá los propietarios paguen los honorarios, comisión, su firma ante un escribano y demás gastos de gestión que no tiene que pagar el inquilino".

 

Impulso en todo el país


La entidad Inquilinos Agrupados, impulsora de los cambios en ley de alquileres de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, recorre el país para impulsar proyectos similares en otras provincias. Su última parada fue en la ciudad de Paraná, Entre Ríos.


Inquilinos Agrupados logró imponer la gratuidad de los gastos de gestoría y que sean los propietarios quienes afronten la comisión inmobiliaria. Incentivados por el mencionado logro, se propusieron colaborar con asociaciones de inquilinos del todo el país.


El titular de Inquilinos Agrupados, Gervasio Muñoz comentó en declaraciones a la prensa que "la intención es empezar a poner las cosas en su lugar a lo largo y ancho del país, para que las inmobiliarias les cobren a aquel que corresponde y no al que realmente tiene una necesidad".