"Fue una cacería", así resumió la mujer baleada lo vivido en un brutal asalto ocurrido en barrio General Paz, donde delincuentes ingresaron a su vivienda a los disparos.

Graciela Arce y su hijo Marcos Moreno, de 20, años, fueron heridos por los disparos y permanecen internados en el Hospital Tránsito Cáceres de Allende.

“Fue una cacería. Entraron, le pusieron un arma en la cabeza a mi hija y le quitaron el celular. Cuando ella empieza gritar, con mi hijo aparecemos en el comedor, que era en donde estaban”, relató a Cadena 3.

“Ahí le pegan un tiro a mi hijo. Cuando lo quiero agarrar me pegan un tiro y después le quisieron tirar a mi esposo pero no salieron las balas”, continuó.

Los delincuentes ingresaron a cara descubierta por la puerta de la vivienda ubicada en la calle Oncativo, que estaba sin llave.

 



La mujer permanece internada en una sala común mientras que su hijo está internado en terapia intensiva. “Está mejor”, comentó Arce.


Informe de Juan Pablo Viola.