Con la mención de obras que “aun en un estado de avance importante fueron neutralizadas o paralizadas”, atrasos en los pagos de proyectos habitacionales y eléctricos y “la omisión total en ayudas económicas”, el ministro de Economía de la provincia, Jorge Ibáñez, denunció “la clara segregación nacional a Formosa”.


Señaló que el tema recurrente vuelve a cobrar actualidad ante un reciente informe donde se expone que las provincias más chicas, entre ellas Formosa, piden que se prioricen “criterios federales” a la hora de la elección de los proyectos que licitará el Estado nacional a través del programa de Participación Público-Privada (PPP).

“Los gobernadores siguen de cerca cómo es la distribución y qué distritos ganan y cuáles no con las obras que la Nación licitará a través del programa de Participación Público-Privada (PPP). Por una cuestión de que la gestión nacional expone como ‘obvia de rentabilidad’, los distritos centrales llevan la delantera en la adjudicación de los trabajos. El pedido de las provincias es que, en este mecanismo de financiamiento en el que el Estado pone el 70% de los fondos, ‘se priorice el criterio federal’”, agregó.