La captura se produjo en la noche del domingo, cuando una patrulla policial se encontraba de recorrida por las calles de la Capital correntina. Observaron a un joven en actitud sospechosa que intentaba desarmar una moto.

 

Se trataba de un menor de 17 años, quien no tenía ninguna documentación de la moto Honda 110 cc, color azul. Además, tenía un machete en su poder, arma que levantó más sospechas a los uniformados.

 

El chico y el rodado fueron trasladados a la Comisaría N° 12. Allí estaba un hombre denunciando el robo de su moto, era la misma que minutos antes fue secuestrada por los policías del Destacamento San Marcos.